El proyecto de la poesía mural,  es una construcción colectiva, con la participación  de poetas, artistas plásticos, vecinos del pueblo  y  autoridades  municipales.

El proyecto se inicia en el 2012 con el propósito de brindar diferentes espacios para la difusión,  exposición  y  conocimiento de los numerosos artistas que viven en el valle de Traslasierra. Su eje principal es la poesía  y con  la ilustración participa el dibujo y la pintura, todo plasmado en murales  realizados por ceramistas  y enmarcados en una estructura de hierro para su  colocación  en el frente de las casas, previa autorización  de sus propietarios.

En este proyecto  ninguno de sus participantes percibe ningún tipo de compensación económica,  la municipalidad contribuye con todos los materiales, recursos  humanos y   transporte para su concreción.

La poesía mural  es un medio importante para que el pueblo y la gente que nos visite disfrute de la lectura  del texto como de su ilustración, aportando  una estética singular,  expresión de la importancia  que  la mayoría de los habitantes de este valle sentimos por el arte y las expresiones culturales.

Hasta julio de 2018 hay emplazadas 65 poesías en todo Nono.